Por: Magnolia Brisel Gómez Godínez, Secretaria Bilingüe, LWAAC Guatemala

Mi nombre es Magnolia Brisel Gómez Godínez. Nací el 22 de abril de 1993 en Antigua, Guatemala y crecí en San Miguel Dueñas Sacatepéquez (Dueñas).

Siempre he soñado con ser secretaria. Cuando tenía siete años, mi padre me llevó a la compañía telefónica TELGUA, donde trabajaba como guardia de seguridad. Recuerdo que me deslumbraron todas las personas increíbles que contestaron los teléfonos y ayudaron a administrar las operaciones diarias de la empresa. Esa visita me inspiró a convertirme en secretaria. Mirando hacia atrás, Ese fue el momento en que comencé a darme cuenta del plan predeterminado de nuestro Señor para mi vida..

Unos años después de esa visita, Dios llamó a mi padre para abordar sus problemas. Era un hombre espiritual que quedó atrapado en la carga del alcoholismo debido a sentimientos de soledad. Mi papá estaba cansado de vivir la vida con dolor y comenzó a buscar un lugar donde fuera aceptado y sintiera la presencia de Dios.

El Señor respondió a sus oraciones y llevó a mi padre a la Living Water Adopt-A-Child (LWAAC) en Dueñas.

En LWAAC, los pastores lo apoyaron y lo hicieron sentir amado por Dios. Más tarde, mi padre invitó al resto de nuestra familia a reunirse con él en Dueñas. Comencé a asistir al programa de alimentación y acepté a Jesús como mi Salvador personal. Todavía recuerdo el número de mi hijo, DU0436. Recuerdo que me encantó aprender sobre la Biblia en nuestras clases de evangelismo. Nuestros maestros siempre intentaron nuevas estrategias como rutinas de baile, canciones y obras de teatro para enseñarnos sobre la vida de Jesús y su amor por nosotros.

Comencé a involucrarme más en la iglesia y ayudé a facilitar clases de Biblia para los niños más pequeños. A los 16, Dios me dio el privilegio de unirme al equipo de adoración de nuestra iglesia y predicar Su palabra en los servicios para jóvenes. Por esta época, mis padres también se unieron al equipo de adoración como diáconos. Mi padre también se unió al equipo de evangelismo y comenzó a predicar en la radio.

En 2011, completé mi formación para convertirme en secretaria bilingüe y comencé a trabajar en una empresa ocupada. El trabajo empezó a consumir todos los aspectos de mi vida.

Me encontré pasando menos tiempo sirviendo a Dios y más tiempo trabajando en la empresa.

Oré al Señor por otro trabajo que me permitiera servirle mejor y usar los dones que me dio.

Dos años después, el Director Internacional Steve McDaniel y su esposa, Ana, me dieron la oportunidad de entrevistarme para un puesto en el equipo de evangelización. Me contrataron para el trabajo y pasé los siguientes cinco años predicando la Palabra de Dios a adolescentes y niños. Durante este tiempo, recibí una beca de LWAAC para continuar mi educación y recibir capacitación avanzada en estudios para jóvenes.

El año pasado, me ascendieron al trabajo de mis sueños como secretaria bilingüe para ayudar a administrar las operaciones diarias de LWAAC Guatemala.

LWAAC ha traído esperanza y alegría a las comunidades de Guatemala.

En mi ciudad natal, LWAAC une a los vecinos para luchar contra el hambre, reducir la pobreza y difundir el amor de Dios. Esta ministry también acercó a mi familia y nos dio estabilidad financiera. Hoy, mi mamá, mi hermano y yo trabajamos para Living Water Adopt-A-Child. Mi mamá es chef y mi hermano trabaja en el departamento de contabilidad. Sigo sirviendo como secretaria bilingüe en el equipo de apadrinamiento de niños y como diácono en el Iglesia LWAAC en Jocotenango.

Estoy muy agradecido y verdaderamente bendecido por Dios.

"Porque sé los planes que tengo para ti", declara el Señor, "planes para prosperar y no dañarte, planes para darte esperanza y un futuro". ~ Jeremías 29:11